El nacimiento de Una Madre

venus
http://embarazo.taconeras.net/2012/05/17/posiciones-de-parto-puedes-elegir/

Con el vientre pesado y el habla partida en lágrimas, la mujer se levanta de la roca para andar siete kilómetros hasta la pesebrera que se ilumina con el amanecer de luna.  Los tallones de su vientre abultado le anuncian la presencia de un ser en sus entrañas.  No se lo explica, no sabe cuando o en qué momento su interior decidió expresarse y aumentar de tamaño.  Solitaria, en medio de la nada, nunca vio ni se enteró de en qué momento una criatura decidió habitar en su ser.

Ven, le dijo el carpintero a la muchacha cuando la escuchó sollozando al borde de un camino, soy arquitecto de los vacíos y te ofrezco una casa para habitar.

pregnant-231634_640La mujer se incorporó despacio y caminó junto a él en un tiempo donde la acción y la palabra no estaban distantes. El hombre estaba de viaje y la casa que abrió a la muchacha no se encontraba cerca.  Fue su deseo peregrinar por el camino y conocerse rumbo hacia el nacimiento.

Dolores, pujos, dudas, emociones; un torrente de energía la agobiaba y el siguiente paso y cada respiro se le hicieron el paisaje de un largo camino. ¿De dónde es?  ¿Quién soy?  ¿Cuál será mi destino?  La mujer sollozaba y gemía enturbada por muchos miedos y visiones de muerte y a agonía.

Finalmente, de la mano con su compañero, llegaron a la pesebrera donde el calor de La Tierra y la bendición del fuego arroparon la instancia.

dar a luzElla pues, a la hora en que la séptima estrella sobrepasaba el horizonte, dejó salir de su vientre a la criatura ensangrada y lo acogió con sus brazos para alimentarla en el pecho.

El bebé no lloró, tan solo tomó un respiro y con una sonrisa casi invisible se acerco a la fuente para beber su destino.

Tiene el aire de un dios, le dijo el carpintero a la muchacha después de verla sonreír y abrazar la criatura.  Ella lo supo, ella lo sabía.  Aquel ser salido de sus entrañas, había cambiado toda su angustia en alegría.  Con la sola presencia transformó los dolores en alegrías y los temores en esperanzas.  Eres Amor,  le habló ella tiernamente al ser que alimentaba con sus mamas, porque tu nacimiento como hijo es también mi nacimiento como Madre.

earth_goddess_by_tonyhough-d5a62gkY entonces Chymuá se convirtió en Naturaleza y habito como Madre en la esfera Tierra.

Cada 21 de diciembre, los amigos de la montaña, recordamos El nacimiento de Una Madre y celebramos el aniversario recordando su mensaje:

“Para que otros valoren lo que comparto, hace falta aprender a valorar lo que recibo”

Ibán

Invitación a Sanar

¿Quisieras recibir más ArteSaVia?

afiche

Recibirás una notificación por correo electrónico cada vez que ArteSavia ofrezca una publicación.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s